El Arte de la Orfebrería y Joyería

Entre los gustos más poderosos que tienen las mujeres, encontramos las piezas de joyería. Lo que generalmente no se sabe es que este gusto, diseño y fabricación data de hace millones de años, aproximadamente desde que el Cro-Magnon se encontraba en la tierra.

En la actualidad las joyas se utilizan para adornar y complementar un outfit. Grandes marcas de joyería han llegado para brillar y entre estas marcas encontramos a Tous, el la que Alba Tous y su familia hacen arte para realzar la belleza, provocar emociones, además dan un toque de poder y brillo. Las primeras piezas de joyería fueron hechas con huesos, metales, piedras y gemas preciosas y semipreciosas, y eran hechos como una manifestación de arte, más que como un accesorio.

Estas piezas de arte eran hechas con materiales varios, entre los que encontramos piedras, huesos, metales, entre otros, pero en algún momento llegaron a ser hechas con materiales como bolsas de plástico. Aunque actualmente estas son elaboradas con materiales preciosos, la verdad es que no siempre fue así. Los artistas contemporáneos en algún momento decidieron mezclar piezas y materiales nuevos con viejos para así dar vida a piezas extravagantes, ya que son muchas las posibilidades de crear. En un momento la joyería más que simples accesorios, se llegó a ver como un arte para vestir.

Las joyas también eran utilizadas para representar sus estados, ya sea civil, de identidad, culto a la riqueza, entre muchos otros. La joyería ahora se usa para otra razón y esta es simplemente completar un look y verse mucho mejor. Este nuevo uso no es moderno, nació para el siglo 20, después de la segunda guerra mundial. Luego de esto, nació el conocido movimiento moderno donde todo comenzó desde cero.

En la época del arte postmoderno todo era completamente diferente, y esto se ve a través de las piezas, de cómo el artista percibe el mundo, a veces no eran una pieza solamente, eran conceptos concretos llenos de creatividad y belleza.

El tiempo fue transcurriendo y la joyería y el arte iban fundiéndose aún más, hasta traer a la palestra el movimiento que conocemos actualmente. Para la década de 1960, los límites de la joyería fueron de nuevo reinventados. Esta vez se le agregaron nuevos materiales y tecnología, ya no eran tanto los materiales preciosos, lo que venía de moda era la joyería con toques modernos. Quizás lo que para ese tiempo era moderno, ahora son piezas simplemente habituales. En la actualidad, los orfebres y artistas cuentan con muchos más métodos y elementos para crear  y desarrollar sus joyas.

En nuestros tiempos la joyería cuenta con muchos más exponentes, que cada día crean arte para vestir, aunque la joyería tiene una gran cantidad de seguidores y expositores, que cada día elevan más el nivel de dicha creaciones. Ahora dichas creaciones se clasifican de acuerdo a los materiales preciosos que se emplean, entre ellas la étnica, la contemporánea o hecha a mano con piedras preciosas y joyas vintage.

En conclusión, debemos ver las piezas de joyería como arte puro, más que como simples accesorios, es importante agradecer y valorar el trabajo de todos estos artistas.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *